La bicicleta, nuestro medio para ayudar al medio ambiente.

Hoy, como cada 3 de junio desde el 2018, se conmemora el día mundial de la bicicleta. Una fecha importante donde se busca concientizar sobre la importancia de su uso frente al aceleramiento del cambio climático. Por eso la ONU declaró este día, con el fin de comprometer a las naciones a fomentar el uso de la bicicleta como transporte impulsando políticas públicas.

Por nuestro lado aprovechamos este día para unirnos a otros emprendimientos y juntos incentivar, tanto el uso de la bicicleta, como también practicar otras actividades que son tan necesarias para ayudar al medio ambiente.

Entonces les preguntamos. Además de la bicicleta ¿Cuál es tu medio para ayudar al medio ambiente?

Fundación R

Primero conocimos a Valeska Mancilla que pertenece a Fundación R, donde practican 3 pilares fundamentales: la concientización ambiental, gestión de residuos y la bio construcción con ecoladrillos.

Valeska siempre quiso dedicarse a la tierra, enseñar a cultivar, estar conectada con el medio ambiente y de alguna manera ayudar al planeta tierra. Desde esa motivación personal es que encontró la Fundación R en donde tenían todo para ella.

La bicicleta es su principal medio de transporte, intenta ir a todos lados con ella, ya que no solo es consecuente con sus hábitos sustentables, sino que también porque le ha dado libertades para viajar.

Cuando conversamos sobre la aceleración del Cambio Climático, nos contó que “el ciclismo es un gran aporte, en la Fundación siempre nos movemos en bicicleta. Es una solución para disminuir nuestra huella de carbono, para disminuir nuestros gastos, para aumentar nuestro estado físico, nuestro estado mental y cuando juntamos la bicicleta con el reciclaje, mucho mejor”


Para ser parte de Fundación R puedes escribirles para trabajar de manera voluntaria o se pueden unir al team de ecoladrillistas, donde donas tus ecoladrillos a alguno de los embajadores. Encuentra y conoce más de Fundación R en www.fundaciónr.cl

Kruza

Felipe Arrigorriaga es uno de los fundadores de Kruza, marca urbana local, donde hacen zapatillas conscientes, hechas de materiales sustentables a partir de la economía circular.

Trabajan desde Chile con gente de oficio en el tema del calzado y el año de fundación de la empresa fue el 2019.

Cuando hablamos de ciclismo y Medio Ambiente Felipe nos contó que “el haber creado una empresa como Kruza, que nace desde el propósito de disminuir el impacto medioambiental en la industria de la moda, nos ha llevado a tener hábitos cada vez más sustentables, tratando de mitigar la huella de carbono, tratando de cambiar hábitos de compra, prefiriendo mucho la industria local, tratando de buscar también la colaboración de muchos otros emprendimientos que están con la idea de cambiar el mundo con pequeñas cosas, haciendo pequeños aportes tanto al medioambiente como a la sociedad. Y la bicicleta siempre ha sido un medio muy cercano”


La importancia del consumo local y consciente lo mueve porque sabe que el talento local hace que las personas nos desarrollemos y podamos crear tecnología o podamos crear emprendimientos que ayuden al planeta y ayuden a las personas.

La invitación es clara: Conoce a Kruza, una empresa chilena, hecha con mucho amor que hace las mejores zapatillas urbanas para el mundo. Pueden ver más información en www.kruza.eco y en su Instagram @kruza_bc donde verán zapatillas muy lindas para hombre, mujer, veganas, con reciclaje, reutilización y sobre todo muy cómodas y muy cool.

Cerveza Cabezona

Camila trabaja en Cerveza Cabezona, una cervecería consciente porque reutilizan la mayor cantidad de vidrio y además intentan hacer todos los despachos dentro de la región metropolitana en bicicleta, reduciendo así su huella de carbono.

En general, la cervecería tiene todo un cuento eco que los motiva harto a seguir con el negocio.

Al hablar de Medio Ambiente y ciclismo, nos contó que sus hábitos conscientes van desde reciclar en casa, moverse en bicicleta y hasta intentar comer cosas que no contengan origen animal. El hecho de tener una cervecería que también se preocupa del medio ambiente es algo de lo que se siente súper orgullosa.

En Cabezona siempre pensaron en generar el menor impacto posible, entendiendo que dentro de la fabricación de la cerveza hay gran impacto ambiental. En ese sentido, el hecho de despachar en bicicleta y hasta reutilizar los envases es algo que beneficia al medioambiente, al cliente y a ellos también los enriquece.

"No solo con nuestro círculo más cercano intentamos motivarlos a que se suban a la bicicleta y que se transporten en ella, sobre todo en una ciudad como Santiago, sino que a nuestros clientes. Generalmente nosotros le regalamos un litro de cerveza a la gente que retira sus cervezas en bicicleta o en algún transporte eco. La motivación constante a nuestros clientes está porque creemos que juntos podemos hacer un cambio".



La importancia del consumo local y consciente es super importante. Siempre habrán mejores resultados que apoyando al retail, o prefiriendo comprar una cerveza en una góndola de supermercado versus alguien que hace la cerveza con sus propias manos y te las entrega en la casa.

Camila nos invita a consumir local, a intentar transportarnos siempre en bicicleta o a pie. Entre todos podemos lograr cosas buenas por el medioambiente. La otra invitación es a seguir su Instagram @cervezacabezona, hacer su pedido de cervezas.

Eco Liga

Ignacio Jaque es bicimensajero y fundador de Eco Liga, una empresa de bici logística que tiene como misión entregar el mejor servicio de repartos con criterio de eficiencia y sustentabilidad.

Ignacio nos contó que la bicimensajería es la manera en que debemos realizar las entregas en la ciudad, considerando la crisis climática actual que estamos viviendo, para reducir nuestras emisiones de CO2.

Sus hábitos de consumo consciente son los que lo llevaron a crear una visión ecológica y sustentable generalizada.


“La bicimensajería actualmente está aportando de manera muy silenciosa pero muy efectiva a la vez, mitigando las emisiones de CO2 que se producen a través del crecimiento del parque automotriz, pero además generando comunidad, generando cercanía y generando una manera distinta de entregar servicios a la comunidad, a la gente y a las empresas”.

La invitación por parte de Ignacio es a que “se atrevan a emprender en torno al mundo de la bicicleta, solo puede traerles cosas positivas” 


En Copenhague agradecemos a Kruza, Eco-Liga, Fundación R y Cabezona, no solo por inspirarnos en estas conversaciones, si no que también por lo que hacen día a día por cuidar la tierra en la que pedaleamos.